sábado, 12 de septiembre de 2009

Crítica: Gordos


Gordos: 7,5(****)
Daniel Sánchez Arévalo vuelve a la dirección tras su obra maestra "Azuloscurocasinegro" en una comedia sobre los excesos de la vida, sobre las carencias, sobre tantas y tantas cosas que inundan nuestra vida y que le dan sentido. La firme apuesta de Arévalo se adentra en la comedia, un género en el que se arriesga mucho y con el que se puede llegar hacer un film desastroso. Pero este Daniel, tiene una mano para las historias, para crear situaciones cotidianas, para construir personajes, para acercarse a los límites de la vida. Arévalo sella uno de los mejores guiones que quizás veamos este año en un film bastante notable. Una comedia con mucha acidez y bastantes toques dramáticos, todos sus personajes luchan por llenar sus vidas, entrecruzadas por su obesidad que no es mas que una simple excusa para enfrentarse a esas dificultades. Personajes divertidos, llenos de emociones y sentimientos que expresar. Arévalo no solo sella su maestría en un guión perfecto, sino que su dirección hace maravillas, especialmente con los actores. Firmes a la apuesta todos los técnicos hacen un excelente trabajo, maravillosa caracterización, agradable fotografía, buen montaje y brillante música. Pero no hay ninguna duda que la fuerza de la película cae en manos del excelente reparto. Antonio de la Torre fiel a su compañero Daniel Sánchez Arévalo realiza una interpretación muy buena y convincente, excesiva por momentos, pero capaz de acaparar la atención del espectador. Raúl Arévalo brilla con maestría y resuelve su rol con gracia y astucia. Verónica Sánchez nos regala la segunda mejor interpretación de su carrera, le da un sabor a su personaje que lo hace único. Pilar Castro está redonda y cada vez que aparece le roba las escenas a los demás compañeros del reparto, su interpretación es carne de Goya. Fernando Albizu nos convence y nos sorprende en su segunda película. Leticia Herrero evoluciona con acierto a lo largo del film, ella es capaz de hacer madurar a su personaje, y lo consigue con nota. Roberto Enríquez, aunque su interpretación tiene un tono más lineal, hay momentos en los que sorprende. El resto del reparto consigue complementar este excelente trabajo interpretativo.
Comedia que hay que ver, porque nos mentaliza y nos ofrece dosis de cine agradable y real.

Lo mejor: Pilar Castro, Verónica Sánchez y Raúl Arévalo. El excelente guión.

Lo peor: Algunas escenas que entorpecen el buen ritmo del film.

1 comentario:

Pabela dijo...

vaya la tendréen cuenta, no había leído aun reseña alguna de este film!Pinta muy bueno.