lunes, 31 de marzo de 2014

Cine latinoamericano. Críticas:

 Gloria:
"Acudimos a una emergente evolución de la industria cinematográfica latinoamericana que en los últimos años nos ha ofrecido títulos que han copado las listas de mejores películas del año. Cintas que disfrutan de un buen recorrido por festivales y premios internacionales. En este campo hay que hacer especial mención a Chile, país que ha consagrado títulos muy destacados y realizadores muy personales en los últimos años. Si el año pasado "No" hacía ruido en todo el mundo consiguiendo la primera candidatura al Oscar para Chile, este año le toca el turno a "Gloria". Película que tras ser premiada en Berlín, ha tenido un excelente recorrido entre los diferentes premios y festivales del globo terráqueo. Aunque la película empieza muy bien y consigue uno de los mejores finales que ha dado el cine la temporada pasada, su transcurso es irregular. La falta de ritmo, de pulso provocan que la cinta camine sobre la vía de una montaña rusa, resultando en ocasiones muy atractiva y en otras aburrida y anodina. En conjunto, su construcción de personajes, la refinura de los diálogos y su acertado ejercicio visual nos hace acudir a un film notable, pero que aspiraba a mucho más. Ascendencia que se ha visto mermada por ciertos silencios narrativos que rompen con la fluidez de la propuesta. Aún con ello, la labor de Lelio, la factura técnica y la naturalidad de un reparto entregado nos ofrece una película para remarcar. Especialmente por una mujer que nos hace volar con su bella, refinada y valiente composición de Gloria. Personaje que a pesar de sus circunstancias adversas camina siempre firme hacia adelante con elegancia. La excelente interpretación de Paulina García merece un puesto destacado entre los mejores ejercicios interpretativos del año. Una composición sobresaliente, cargada de matices, mimada con sutileza gracias a una entrega sublime. Paulina hace vibrar un film irregular en su evolución, pero admirable en sus formas."

Lo mejor: La entrega en cuerpo y alma de Paulina García, excelente ejercicio refinado de interpretación.

Lo peor: Las roturas narrativas.

NOTA: 7,5(****)

Heli:
"Amat Escalante, díscipulo del siempre estimulante Carlos Reygadas, nos propone una inmersión ya visitada, y de una sobriedad y rotundidad abrumadoras. Una temática abordada desde numerosas vertientes, resultando en cierta manera excesivamente masticada, pero que esta vez adopta una perspectiva seca, directa, brutal. Su crítica, su mirada, su discurso no se ayudan de edulcoramientos, de adornos, de verborreas. El silencio, y la sublime fuerza visual de las imágenes provocan el rechazo necesario para entender la comprensible angustia de los personajes de este retrato desolador. Una historia de dolor, de incertidumbre, de olvido. Una película para reflexionar sobre los horrores del narcotráfico en México, pero también sobre el olvido que sufren numerosas personas completamente condenadas por sus circunstancias sociales a lo largo de los diversos rincones del planeta. "Heli" no sólo aspira como el nombre del protagonista, sino también como un grito de auxilio dentro de un silencio que se apodera de todo. La precisión sonora, la calma narrativa, y la ferocidad de las imágenes ayudan a construir un retrato arriesgado, pero sin ninguna duda directo y honesto. Se le puede achacar cierta falta de redondez en la historia, una resolución algo facilona, pero es innegable la grandeza visual de la cinta, que más que intentar contar una historia, ayuda a realizar un ejercicio de inmersión absolutamente desolador. La firme mano de Escalante, el vibrante ejercicio de fotografía, la naturalidad asombrosa de todo el reparto y la precisa paleta sonora nos ayudan a vivir en primera persona la marginada existencia de unas personas condenadas vivir en la mísera incertidumbre del miedo a morir."

Lo mejor: La atronadora fuerza visual de sus imágenes.

Lo peor: La historia y sus giros no son del todo redondos.

NOTA: 8(****)